sábado, 27 de junio de 2009

Casi nunca respondo los llamados


/Seré lo que sea: pendenciera, amarga, voluble y, de últimas, chillona. Pero, señor, egoísta: jamás. Es por eso que vengo a dejar aquí mi disco de la semana.

Bibio-Ambivalence Avenue

Foto: www.myspace.com/mrbibio



/Dos cosas: Aún no logro esclarecer el móvil de la tristeza que me provoca la actitud tan noble y afable, con la que se muestra aquel que te ha mandado al pito.

La otra, ¿qué onda con las ilustraciones de Ani? WOW.

miércoles, 24 de junio de 2009

Embarradas de neurosis provinciana

Plagio del post de Mandarina Concupiscente:

Desconfío de…
Los que nunca se han drogado, o peor, de los que dicen no tener la más mínima curiosidad por las drogas / de los anti redes sociales / de los jipis que sólo escuchan reggae latinoamericano / de los que jamás faltan a las inauguraciones de exposiciones de arte / de los que nunca han ido al baratillo / de los que piden autógrafos / de las mujeres que salen “en bola” / de las mujeres que usan uñas largas de acrílico decoradas con piedras imitación Swarosky / de los que leen a Coelho / de la gente que se apropia de la conversación durante horas (sí, a veces desconfío de mí misma) / de los que te agregan al Facebook, te borran, se arrepienten y te vuelven a agregar / de los que profesan cualquier religión / de los que dicen que el reggaeton no es música, que es vulgar y que es misógino / de los que dicen que el arte contemporáneo no es arte / de los que dicen que odian la poesía / de los que se la pasan haciendo test en Facebook / de los que abusan de los diminutivos / de los que abusan de los gerundios / … y de otros tantos más.


/Después de que escribí el siguiente twit:

“Cuando los chilangos hacen bromas de ‘satelucos’ y ‘villacoapenses’, me siento como, ‘lo que viene siendo’, fuera del loop.”

Y luego de que se me explicara que se trata de bromas clasistas y tal, @estaciongalleta me pasó una serie de fotos de Satélite. Qué cosa más bonita:








martes, 16 de junio de 2009

Rufino

Ya entiendo: quien dice sentir antipatía por los gatos no hace más que manifestar su ardidez (nunca ha sido amado por uno).

@terciopelo


/La chica que me asiste y con la que comparto oficina cortó esta mañana con su novio. Y tal como dejé saber en Twitter, estar al lado de un corazón roto me perturba. Soy de las típicas incapaces de dar un pésame con la naturalidad con la que lo hacen algunos viejos: mi abuela por ejemplo. A ella le encantaban los velorios, ponerse sus galas de encaje negro e ir a rezar rosarios eternos, especiales para la ocasión con un chingo de bonus tracks. Le latía, me caía bien ella, pero bueno, volviendo al caso de mi compañera, me dijo a media mañana si podía decirle en dónde se cambiaba la contraseña de su Facebook, supongo, su ahora ex novio la conocía o algo así: esas cosas tan simpaticonas que suceden extrañamente en cierto tipo de relaciones. Curiosamente luego de unas horas llegó mi editor a decirme si podía enseñarle a cambiar su contraseña, pero ahora de su Gmail. Al estarle picando a mi cuenta para encontrar esa función noté que tenía bloqueado el email de vato que ahora, si bien no amo, ya me es completamente inclusive. Esta persona fotografíó a Rufino hace como tres veranos, y es la imagen que más me gusta de mi gato. De bebé le gustaba dormir bajo mi edredón y meterse a las bolas de plástico. Era más bien del tipo huevón, es decir, las aves lo rondaban sin temor a ser cazadas, su hobby era contemplar pájaros y maullar a deshoras. Era un gato puramente de ornato (aunque parezca pleonasmo. Hace una semana murió. Citaré unas palabras que hallé hace mucho en el blog de David Miklos -mismo que no linkearé porque luego me escribe para decirme no entiende lo que escribo pero que agradece que lo mencione- que un amigo suyo “entrañable” le envió al enterarse de la muerte de su perra. Lo hago porque me parece la disertación más exacta en cuanto a la pérdida de una mascota. Nada fuera de proporción, nomás lo que es. Aquí va (osadía, la mía):

Lamento mucho lo de Lola. Las mascotas forman parte de nuestras relaciones con el mundo y con lo vivo, y de ahí su importancia. Nunca me ha interesado "humanizar" nuestras interacciones con los animales, pero a falta de un mejor lenguaje a veces es necesario y sé lo que es querer mucho a un animal y el tipo de relación tan estrecha que uno puede tener con ellos. Es algo que oscila entre la familia y la amistad (ambas fundamentales).

Si son de los incapaces de dar pésames, pueden practicar conmigo y mi desazón: lo apreciaré.





domingo, 14 de junio de 2009

Y en realidad en lugar de escribir este post debería estar editando unas biografías...

/Tengo días usando el ordenador familiar por varias razones que ahora no viene al caso mencionar. Últimamente este blog está desolado porque siento que ya nada viene al caso, tal vez una de mis principales motivaciones para usar esto era la necesidad de estarme encuerando, pero he descubierto que una vez que obtengo la atención que al exhibicionista alimenta, no sé qué diantres se hace con ella.


/Mientras A me dice que su novio extranjero aún no entiende la tendencia del mexicano a parafrasear el “no”, yo lo twitteo, en segundos lfmf me responde con un link, mismo que yo replico a A.


Me pregunto si ser más asidua al “no” me convierta en una persona más optimista. Por cierto, recordé que hace unos días vi que alguien usó positivismo como sinónimo de optimismo. ¿Podríamos llamarle el “gran falso cognado” o ya estoy igual que ese alguien?


/Hice un acoplado de canciones huérfanas que hallé en el ordenador familiar pertenecientes a mi antigua veta de pop-rock insulso, mas no por ello menos lindo. La puedes descargar acá:

“Don't give a damn”, The Prostitutes

“A Stirsticks Prediction”, Despistado

“El momento más feliz”, La Casa Azul

“Evaporator”, Ripple Rock

“The Song Is the Single”, BARR

“In my head”, The Ballet

“Demons”, N. Lannon

“Luces Sensacional”, Los látigos

“Honest Bluff- 11.9”, Ben + Vesper

Oregon Girl”, Someone Still Loves You Boris Yeltsin

“Kate”, Sambassadeu


/Aquí abajo Devendra Banhart y su partner guapo programando en el Bar Américas el viernes pasado. Fuera del taco de ojo, nada extraordinario. Las fotos las robé del Facebook de una muchacha.






martes, 9 de junio de 2009

Lisztomania

/Me gusta mucho el Wolfgang Amadeus Phoenix, pero, ¿ese nombre tan mamón, qué? Pese a eso, es bueno. Muy. Aunque hacer ese tipo de juicios me tiene cansada. Hacer “crítica” es un poco como dejar caer el huevo desde el segundo piso y esperar a que la física haga el milagro. En diciembre publiqué una predicción: el LP de Passion Pit sería el shot derecho del 2009, y nada. El Manners me resultó reiterativo y blando, pero ya lo dije y no me queda más que contemplar la yema y la clara esparcidas en el pavimento.

/Tengo meses en un bostezo que no acaba, y temo quedar atorada y deforme.


/
-Güey tengo que presentar “_______” en León y no sé qué decir


-Citas a alguien importante, haces alguna broma de altos vuelos, elogias los esfuerzos independientes, te quejas de la poca publicidad, agradeces a la universidad y brindas por mi cuenta.

-Éso, gracias.



/Este es el video de “Lisztomania”, el track primero, en mash up con The Breakfast Club: